jueves, 24 de septiembre de 2009

Policia de Neuquen reprime a Mapuce en desalojo Violento

En el día , 25 de agosto de 2009, utilizando la brutalidad policial, desalojaron a decenas de familias Mapuce, detuvieron a las autoridades (Logko y Werken) y hierieron con balas de gomas a mujeres y jóvenes que persiguieron hasta sus propias casas.
Confederación Mapuce del Neuquén

Desalojo, violencia y presos en Aluminé

Desalojo violento a Comunidad Mapuce Currumil
En el día de ayer, 25 de agosto de 2009, utilizando la brutalidad policial, acaban de desalojar a decenas de familias Mapuce, detienen a las autoridades (Logko y Werken) y hieren con balas de gomas a mujeres y jóvenes que persiguen hasta sus propias casas.
Esta situación se concretó cuando agentes de la UESPO, armadas con todo tipo de instrumentos, cargaron sobre la comunidad Currumil en Aluminé y a fuerzas de palos y balas de gomas, reprimieron y desalojaron por la fuerza bruta a las decenas de familias del campo ancestral de la comunidad. El logko de la Comunidad Currumil, Pedro Morales junto a 4 werken de la misma comunidad fueron detenidos y alojados en la Comisaría de Aluminé en calidad de incomunicados.
La policía avanzó brutalmente contra los pobladores, sus casas y sus animales. Persiguió a jóvenes, ancianos y niños hasta sus propias viviendas llevando adelante una cacería de personas. En un clima de extrema tensión en la que hubieron varios heridos y se creó pánico en la población, la policía hasta quemó banderas del Pueblo Originario Mapuche que estaban levantadas en las viviendas, para incitar más la violencia.
El territorio en que la Jueza Ivonne San Martín libró la orden de desalojo es de ocupación ancestral de la Comunidad Currumil, y fue usurpado por el privado Pedro Podestá, a quien benefició la Dirección Provincial de Tierras otorgándole mediante acto administrativo arbitrario parte del territorio de la comunidad.
Es urgente que el Gobernador Jorge Sapag entienda y se responsabilice, por que está utilizando la peor de las vías, como es la violencia policial y la cárcel para una demanda de legítimo derecho, que solo se resuelve con diálogo. Con el Pueblo Mapuce no hay “dialogo social”, hay palos y presos. Sapag se declara “esclavo de la Ley”, pero solo la aplica para un solo lado, en favor de la Sociedad Rural y de los especuladores de la tierra, que siguen cerrando sus negocios personales.
En el día de la fecha, 26 de Agosto de 2009, aunque liberaron a las autoridades mapuche detenidas, tras una noche de detención en la localidad de Aluminé, la fuerza policial sigue apostada en el territorio comunitario y la Comunidad resiste, por la vida de sus hijos, sus familias y su territorio.
A la sociedad toda instamos a denunciar estos hechos de violencia física y psicológica instalada por el gobierno provincial y por sectores de poder que quieren mostrar al Pueblo Mapuche como un peligro inminente contra la sociedad, criminalizando la demanda de derechos.
Convocamos a la sociedad neuquina y nacional para que nos apoye en esta lucha en defensa de nuestra dignidad y derechos. No aceptemos que Sapag al igual que Sobisch con su mismo espíritu represor resuelva a través de la fuerza y la violencia esta situación. Esto se evita dialogando y reconociendo derechos ya normados y que la provincia incumple.